miércoles, abril 21, 2010

Historias del Instituto

...otra vez estoy por aquí, animado por un amigo, para contar una pequeña anécdota, de hace 5 minutos, fresquita fresquita, del instituto en el que trabajo.

Situación: un niño llega llorando al despacho de los jefes de estudios, mi compañero y yo (informáticos del instituto) contemplamos la escena con algo de pena. Uno de los jefes de estudio le pregunta al chaval que qué le ocurre, y éste contesta que llora porque sus compañeros le llaman satánico. El jefe de estudios contesta, totalmente serio: pero a ver, niño, cómo quieres que te llamen si te hemos pillado una lista con todos los nombres de tus compañeros con cruces invertidas, a ver, dime, ¿cómo quieres que te llamen?

5 comentarios:

Ladelmedio dijo...

¡Ja! ¡Qué bueno!
¿En qué estaría pensando la criaturita?
Cómo está la juventud...
Me alegra leerte de nuevo, te había echado de menos.

KD dijo...

Te echábamos de menos, veo que te he removido la conciencia para que vuelvas a cumplir de nuevo con tus lectores... Ahora a actualizar, que tienes mucho que contar. :D

Una anécdota genial. Ayer precisamente, volviendo del desayuno, comenté con Son que con el tiempo que llevas en el instituto, seguro que ya tienes para un buen (y escandaloso) post de anécdotas.

Un abrazo y bienvenido de nuevo.

Chisco dijo...

Gracias, a ambos.

Ladelmedio, me gustará verte el sábado ;-)

BinaryBea dijo...

Jooo, yo me he quedado con la intriga, ¿cómo acaba la historia? ¿Qué pasó al final con el niño?

Chisco dijo...

Pues nada, el niño entró en razón, se tranquilizó un poco, y volvió a clase como si nada ...